PIZZA A LA PIEDRA

Soy un fanático de la pizza. De la de verdad, esa que logra el equilibrio perfecto entre una masa crocante  y un relleno suave con sabores que se contrastan con una perfecta salsa de tomates.

Variedades hay miles, su versatilidad es tal, que se puede jugar tanto con el espesor de la masa, como con los infinitos ingredientes que podemos utilizar.

He probado una cantidad de recetas y la que les dejo a continuación, es la que más me recuerda a esas pizzerías de Nápoles.

El secreto está en tratar de replicar o sustituir el calor que le entrega el horno de barro que logra esa textura perfecta. Para eso, utilizo un sartén de hierro, partiendo la cocción en este, y una vez bien caliente, lo llevo al horno – con el sartén y todo. Si no tienen un sartén de hierro, les aconsejo que lo adquieran, notarán la diferencia en miles de preparaciones. De igual modo, lo pueden hacer directamente en el horno, pero el resultado no es el mismo, de verdad.

Ingredientes

2 tazas de harina + para espolvorear

10 g de levadura seca

150 ml de agua tibia

1 cucharada de aceite de oliva

sal

  • Primero se mezclan los ingredientes líquidos con la levadura y se disuelve hasta que esté todo incorporado. Reservar.
  • Mezclar la harina con la sal en un bowl y al centro ir incorporando la mezcla con levadura, hasta formar una masa.
  • Sacar del bowl y amasar por más o menos unos 10 minutos hasta que la masa no se pegue en las manos, usa más harina si es necesario. Una vez que la masa esta homogénea volverla al bowl, taparla con un paño y dejarla reposar por una hora (la masa va a doblar su tamaño).
  • Una vez reposada la masa, quitarle el aire aplastándola con movimientos fuertes, estirarla con las manos hasta lograr un espesor un poco menor a un centímetro y llevarla a un sartén caliente con un poco de aceite de oliva.
  • Cocinarla por unos 5 minutos y rellenar con salsa de tomates y los ingredientes que prefieran, las opciones son infinitas. Personalicen sus recetas.
  • Hornearla con el sartén, a 200 – 220 grados por unos 10 minutos, hasta que el queso este dorado y la masa se vea crocante.

Es importante si van a utilizar jamón serrano, rúcula, albahaca, o cualquiera ingrediente que se queme muy fácil, los incorporen justo antes de servir.

Ya saben, la próxima vez que tengan ganas de una buena pizza, están a un paso de tener una pizza digna de Nápoles en su mesa.

Que lo disfruten! Hasta el próximo martes.

Leave a Reply

Fill in your details below or click an icon to log in:

WordPress.com Logo

You are commenting using your WordPress.com account. Log Out / Change )

Twitter picture

You are commenting using your Twitter account. Log Out / Change )

Facebook photo

You are commenting using your Facebook account. Log Out / Change )

Google+ photo

You are commenting using your Google+ account. Log Out / Change )

Connecting to %s